jueves, 4 de diciembre de 2008


Al la orilla del río.

El calor era poco menos que asfixiante así que hubo algún que otro chapuzón en aguas africanas pero no sin antes antes hacer trabajar un poco a la cámara.
Me llamo la atención las posturas y las miradas...todas iguales pero diferentes.